Entrevista: Cómo se gestó y desarrolló el libro Historia de Virrey del Pino

pag-10-alejandro-presentacion

Historia de Virrey del Pino. “Este es un libro que lo comencé a parir en 2011 luego de realizar la compilación La Matanza, historia de sus pueblos. Tras investigar y publicar la historia de Isidro Casanova empecé a investigar los orígenes de Virrey del Pino, lo que terminó desembocando en este trabajo editorial.

Por: Carlos Correa

carloscorreaprensa@gmail.com

Fue una investigación de cinco años y medio que me dio enormes satisfacciones” señaló en primer término, Alejandro Enrique, autor de la obra que está teniendo gran repercusión, especialmente en el sur del Distrito.

Luego el historiador, tras hacer el viernes en La Galería del km. 40 la primera presentación de cuatro que va a realizar en la localidad, acotó que “la primera gratificación fue conocer a un pueblo fantástico y desandar el pasado de trabajo que se forjó para que Virrey del Pino sea lo que es hoy”.

Rigurosidad en su trabajo

Seguidamente, el escritor consignó que “el origen de Virrey del Pino es el origen de La Matanza. El 29 de julio de 1603 se firma una escritura por la cual se vende la mitad de un molino harinero, propiedad de López Tarifa. Esa es la fecha es la que le pone fecha de nacimiento a La Matanza. Ocurre que ese molino de trigo estaba sobre el río Matanza y el arroyo Cañuelas, actual territorio de Virrey del Pino”.

Consultado cuál había sido el contexto en que había efectuado la investigación en los distintos barrios de la localidad, el autor dijo: “Durante la investigación tuve que ajustar los ejes de la misma, puesto que la idiosincrasia del vecino virreipinense reclamaba eso. Es un pueblo que está muy identificado con el barrio en donde reside. El vecino que es de La Foresta, es de La Foresta; el de Oro Verde es de Oro Verde y el que vive en barrio Esperanza se identifica con su barrio. Existe un fuerte sentido de pertenencia…”, acotó.

En cuanto a lo que lo sorprendió una vez involucrado en la historia, Alejandro Enrique contó que “me resultaron llamativos en la reconstrucción de la historia de Virrey del Pino los casos de Oro Verde y Esperanza, ambos proyectos del empresario y urbanista Mario Güelman, quien cuando comenzaba la década del ’50 pensó dos barrios que eran verdaderamente de avanzada. Oro Verde (como su nombre lo dice era un lugar donde la vegetación era su principal atractivo) nació en 1954 y contaba con una usina de energía eléctrica propia, algo que la diferenciaba del resto de Virrey del Pino” y seguidamente añadió: “Unos años después surgió barrio Esperanza que fue llamada “La Ciudad del Futuro”. Era totalmente de avanzada, incluía ocho barrios en su interior, con centros comerciales, plazas, plazoletas, bulevares, un lago artificial y hasta una isla con animales autóctonos”.

El crecimiento de la localidad

“Otro eje de trabajo es el del proceso de industrialización que vivió Virrey del Pino que comenzó en la década del 50 con Mercedes Benz y los frigoríficos. La automotriz alemana cambió radicalmente la vida del paraje. Es una industria de dimensiones que hoy no fue superada en toda La Matanza; fundamentalmente porque traía aparejado un proyecto integral que incluía un complejo educacional con los tres niveles pedagógicos, un barrio modelo para sus trabajadores y hasta un centro de recreación con camping y piletas”, reveló a continuación el investigador.

En cuanto a la instalación de los sectores de trabajo en la localidad, Enrique puntualizó que “los frigoríficos fueron importantísimos en el desarrollo económico de Virrey del Pino. Yaguané, El Tizón, La Foresta, Huaca Ruca y El Antártico brindaron trabajo a miles de familias que se radicaban en la localidad. Como contrapartida, la industrialización provocó un alto nivel de contaminación, fundamentalmente en los cursos de agua como el Matanza y los arroyos Morales y Chacón. Pero en la década del 60 nadie pensaba en industrias sustentables”.

La narración

Y finalmente, el autor de esta rica obra cuya esencia tiene que ver con el propio nacimiento del Distrito, especificó: “Luego de cerrar la investigación me avoqué todo el 2016 a la narración del libro” y agregó como corolario un concepto que debería ser tenido en cuenta por todos los historiadores, dado que manifestó: “La narración es algo que lo considero tan importante como la investigación misma, ya que considero importante que la historia de nuestros pueblos llegue a manos del pueblo de la manera más directa. No creo que la historia tenga que circunscribirse al mundo académico, todo lo contrario, tiene que ser de acceso popular y para eso hay que escribir pensando en ese público”.

Deja un comentario a Diario NCO!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s