Para frenar las políticas de ajuste, defender la generación de obra pública, las políticas de empleo destinadas al sector y frenar los tarifazos.

La agenda política de gobierno de Macri amenaza con restaurar una crisis en el sector cooperativo y ante esta situación que nos exige la construcción de una agenda de acción, es que adherimos al paro nacional por la defensa de nuestras fuentes de trabajo.

La devaluación del peso, el ciclo de endeudamiento externo, el tarifazo a los servicios públicos, la apertura indiscriminada de importaciones son las principales medidas  que han provocado un severo daño en nuestras cooperativas; además de ser políticas que frenan el desarrollo industrial y productivo de nuestro país, dejando como saldo medio millón de nuevos desocupados.

Han llegado para disciplinar los salarios y la flexibilización del empleo. Están llevando adelante una transferencia sinigual de recursos, desde nuestros bolsillos hacia las grandes corporaciones económicas. Las problemáticas de nuestro sector, se profundizarán cada vez más con la consolidación de este modelo de país, pensado para beneficio y enriquecimiento de unas pocas empresas, dándole la espalda a los sectores populares.

Como organización gremial de los trabajadores y las trabajadoras cooperativistas, adherimos a esta medida como una forma más de seguir luchando contra las políticas de ajuste que nos conducen a la asfixia económica. Un país no se proyecta con promesas de milagros, sino con hechos concretos y políticas que atiendan el interés de toda la población.

Anuncios