La intendenta le reclamó al Presidente una deuda de 2 mil millones

La intendenta le reclamó al Presidente una deuda de 2 mil millones

La intendenta municipal de La Matanza, Verónica Magario, aprovechó la visita del presidente Macri y la gobernadora Vidal, para exigir el pago de partidas que fueron erogadas por el Municipio y eran responsabilidad de la Provincia y la Nación. Además, agradeció la inversión del Gobierno en el Distrito.

Por: Carlos Correa
carloscorreaprtensa@gmail.com

Mauricio Macri ya se había subido a su camioneta y a lo lejos -unos 200 metros- el grupo de manifestantes se hacía escuchar con cantitos contra el Gobierno nacional, cuando el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, y la intendenta de La Matanza Verónica Magario protagonizaron un cruce verbal con chicanas de campaña. Ocurrió en la previa de la conferencia de prensa ofrecida por ambos funcionarios.

Verónica Magario arrancó con una ironía: “¿Te acompaño o preferís hablar vos solo?”, le consultó a Dietrich, el encargado del Gobierno para hablar ante los medios de prensa luego de la inauguración del Centro de Trasbordo de La Matanza. Lo que pareció un gesto de cortesía no lo fue tanto: estaban a metros del corralito de periodistas y la pregunta fue a viva voz, escuchada por todos.

“Acompañame, por favor”, contestó el ministro de Transporte, que buscó enfocarse en su discurso. Destacó que la obra beneficiará “a 200 mil personas que circulan cada día” por la zona y que el Estado nacional hizo “una inversión de 1.700 millones de pesos”. “Estamos muy emocionados. Pero lo importante es que en La Matanza están viviendo mejor”, agregó.

Pero fue cuando surgió una pregunta vinculada a la corrupción K que Dietrich cargó con dureza. En rigor, se le había consultado si “en su área vio irregularidades”, en alusión a una posible responsabilidad del ex ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, hoy rival de Cristina en la contienda por el peronismo, más allá de no competir en el mismo frente. Guillermo Dietrich admitió que “irregularidades habían en todo el Estado” y que en una de las áreas que heredó, Vialidad Nacional, “hoy las licitaciones cuestan entre un 20 y un 50 por ciento menos de lo que costaban antes: la misma obra como el caso de la Ruta 3, entre Caleta Olivia y Comodoro Rivadavia, que iba a salir 3 mil millones de pesos y terminó saliendo $1.600 millones”.

Pero, rápido de reflejos, evitó quedar encerrado en la interna peronista, en la que Verónica Magario está alineada con Cristina, y amplió su cruzada: “Hemos hecho las denuncias y prefiero no personificar, pero sí claramente el kirchnerismo fue un Gobierno donde lamentablemente la corrupción estaba en la matriz de Gobierno y eso lo que ha generado es que cosas como esta obra no sucedan antes”, apuntó.

Escuchaba Magario y también, a unos metros de distancia, lo hacía el presidente del PJ bonaerense en uso de licencia, Fernando Espinoza, precandidato a tercer diputado nacional en la lista de Unidad Ciudadana.

Chicanas e ironías

La jefa comunal de La Matanza evitó contestarle a Dietrich sobre corrupción y volvió a insistir con reclamarle temas de gestión. Si bien se mostró “contenta” por la inauguración, dijo que “la obra (del Metrobús) todavía no se ha completado”. Luego detalló que “este Centro de Trasbordo era soñado por todos los matanceros, acá en el kilómetro 29 donde convergen el tren y todas las líneas de colectivos”.

El ministro atinó a sonreír y a abrazar a Magario, que tomó nota del gesto pero siguió filosa. “Yo sé que él me abraza porque le va a poner esfuerzo, ya lo hemos charlado también con el Presidente”, replicó la mandataria municipal, en referencia a lo que sucedió casi en el final de su participación, donde reclamó fondos que, según dijo, le adeudan Macri y Vidal. “Quiero contarles que tuve la oportunidad de charlar dos segundos con el Presidente y le he pedido que el tema de la deuda que tienen con La Matanza, deuda en plata, deuda que no nos han pagado y que venimos reclamando ya hace 18 meses, por favor lo trate él especialmente”, sorprendió.

Ante un Dietrich visiblemente incómodo, Verónica Magario precisó que se le debe “1300 millones de pesos que La Matanza ha invertido, que es plata que tenía que poner Nación” por “obras ya terminadas” y que “lo mismo sucede con 700 millones que adeuda la Provincia”. “Estoy muy contenta de haberles podido transmitir eso, creo que se van a poner con este tema”, completó y agregó diciendo “la deuda no corresponde a obras paradas. Son obras que finalizó el municipio;  como la nueva sede de la universidad, los hospitales, pavimentos, obras hidráulicas, 150 aulas para las escuelas entre otras tantas que se llevaron a cabo”. ” Además refirió: “Yo tengo mucha esperanza de que podamos llegar con el Metrobús a la General Paz, y que no nos quede incompleto”.

Todavía con el ministro sorprendido, Verónica Magario reconoció la inversión que hizo Nación en La Matanza, pero una vez más cargó contra macrismo, acusándolo de sacar provecho de un acto de gestión para la campaña. “Agradezco todo el acompañamiento que tuvimos hoy de los candidatos. Parece que este ha sido además de un acto de inauguración uno de campaña: han venido todos los candidatos de Cambiemos en la provincia. No faltó nadie” reprochó, irónica. Dietrich se contuvo y no respondió. Tal vez advertida del fastidio, la intendenta se acercó a saludarlo cuando éste ya había comenzado a retirarse: le devolvieron un saludo mucho más frío que aquel abrazo en plena entrevista.

Espinoza también hizo eje en la deuda

Por otra parte, el ex intendente de La Matanza y candidato a diputado nacional, Fernando Espinoza, al ser consultado manifestó: “Es un día muy importante por estar inaugurando este Centro de Trasbordo, pero le reiteramos al Presidente y el ministro de Transporte que culminen la obra para que la gente no quede a la deriva a mitad de camino en San Justo y que el Metrobús llegue a la Capital Federal”.

Con respecto a la deuda que mantienen con el Municipio  el gobierno nacional y provincial, el jefe de asesores del Municipio de La Matanza sostuvo: “Ese dinero corresponde a obras que estaban en ejecución y las finalizó el municipio, ese dinero es muy importante si ustedes tienen en cuenta que el presupuesto para todo el año de La Matanza es de 5000 millones”.

El Centro de Trasbordo albergará a más de 200 mil pasajeros que pasarán por ese lugar diariamente para trasladarse a sus trabajos, en colectivos o en tren ya que está conectado con la estación Independencia del tren Belgrano Sur.

Elecciones 2017

Impresionante operativo de seguridad por la visita de Macri

Más de mil agentes entre la Policía Bonaerense y Gendarmería. El Presidente inauguró una obra en el municipio más K de la Provincia donde en su anterior visita ya había sufrido escraches. Mauricio Macri inauguró el Centro de Trasbordo de La Matanza, que el Gobierno está realizando “para mejorar el hábitat de los vecinos”, según informó Presidencia a través de un comunicado.

El despliegue incluyó a 800 policías entre efectivos locales y de la Bonaerense, además de agentes de Gendarmería, ubicados a raíz de un efectivo cada tres o cuatro metros a unas siete cuadras del palco.

Los móviles de la prensa debieron quedar entre la ruta 3 y la 21, a unas tres cuadras del acto, y los periodistas debieron atravesar dos controles y mostrar la acreditación especial para dicho acto.

De esta manera, buscaron evitar los malos momentos que se registraron en actos oficiales anteriores donde militantes kirchneristas insultaron al Presidente y a la gobernadora María Eugenia Vidal.

Macri brindó su discurso acompañado de Vidal, Toty Flores, Graciela Ocaña, Esteban Bullrich y Guillermo Dietrich.

El acto se realizó a escasos metros de donde el mandatario inauguró el Metrobús y en la que la militancia K, vinculada a la intendente Verónica Magario gritó consignas e insultos en contra del Presidente. En esta esta ocasión no hubo cánticos contra el PRO, aunque sí estuvieron algunos dirigentes allegados a la jefa comunal.

 

 

Anuncios